Empresarios también quieren pagar aguinaldo en mini cuotas: reclaman un decreto de Alberto

A pesar de que ya hubo una negativa del Presidente, las cámaras presionan para que llegue una señal del Gobierno. Mientras, avanzan acuerdos sectoriales
moroni kulfas

Se acabó la plata, ahora es solo para los que no trabajan". Así leyeron en la Unión Industrial Argentina (UIA) el freno de mano puesto por el Gobierno. El primer mensaje fue el recorte a los subsidios para el pago de sueldos en el sector privado. Y, luego, se sumó la negativa por TV del Presidente a otorgar una ayuda para cubrir el medio aguinaldo de junio.

Sin esas herramientas, los empresarios iniciaron de inmediato contactos con el Ministerio de Trabajo, encabezado por Claudio Moroni, y el de Desarrollo Productivo, a cargo de Matías Kulfas.

Lo que piden es un decreto o una resolución que les permita diferir el sueldo anual complementario (SAC). "La UIA está hablando con Moroni por el aguinaldo, pero también CAME (Cámara de la Mediana Empresa) y CAC (Cámara de Comercio), es un reclamo generalizado", aseguraron a iProfesional desde la cúpula de la central fabril. Sus miembros se reunirán el martes con Kulfas.

Según una encuesta del Centro de Estudios de la UIA difundido el jueves, la mitad de las empresas tendrá dificultades para afrontar el pago del medio aguinaldo en junio sobre 748 casos.

En ese marco, los empresarios buscan un aval oficial para escalonar hasta en tres pagos el SAC. Su intención es replicar el esquema previsto en el artículo 91 de la Ley Pyme, según el cual "los convenios colectivos de trabajo referidos a la pequeña empresa podrán disponer el fraccionamiento de los períodos de pago del sueldo anual complementario siempre que no excedan de tres períodos en el año". La norma aprobada en 1995 durante la gestión de Carlos Menem habilitó la flexibilización del pago establecido por la Ley de Contrato de Trabajo en junio y diciembre, pero solo para las pymes en los escasos convenios que lo contemplan.

En caso de no poder apelar a ese mecanismo, las cámaras apuntan a sellar acuerdos similares a los de las suspensiones previstas en el artículo 223 bis que desataron una lluvia de rebajas salariales.

Primeros casos de fraccionamiento
 

Casi en soledad, el convenio de gastronómicos es uno de los pocos que prevé un esquema de liquidación cuatrimestral (abril, agosto y noviembre) y la obligación del empleador de anunciarlo dentro del primer trimestre del año. De esa manera, las empresas del rubro que no lo hayan comunicado a su personal en ese plazo deberán liquidarlo de acuerdo con la legislación laboral.

Por estas horas, la Federación de Empresas de Hoteles y Gastronomía (FEHGRA) mantiene negociaciones con el líder del sindicato gastronómico, Luis Barrionuevo, y de igual modo, la CAC con el gremio de comercio encabezado por Armando Cavalieri.

El mercantil iba a definir su postura el miércoles pasado en la primera reunión por zoom de la Federación de Empleados de Comercio (FAECYS), pero finalmente aplazó la decisión para esta semana. A fines de junio, vence además el acuerdo de reducción salarial del 25% para el personal suspendido. Ese tema también estará en la agenda.

El fraccionamiento en hasta cinco cuotas del aguinaldo de junio a los estatales les devolvió esperanza a los empresarios de obtener una señal similar. La medida alcanza a más de 200.000 empleados con sueldos superiores a los $80.000 brutos ($60.000 de bolsillo). El decreto se encuentra aún en la secretaría de Legal y Técnica a la espera de que lo firme el Presidente.

Fuente: iProfesional

Te puede interesar