Perú: Martín Vizcarra disolvió el Congreso y el Parlamento lo suspendió como Presidente

La oposición, sin los votos suficientes para destituirlo, declaró la “incapacidad temporal” del mandatario y la vicepresidente Mercedes Aráoz juramentó como presidente interina.
G46FVYG4GJBVLBZ4SH4IYQAS3U


El presidente de Perú, Martin Vizcarra, anunció la disolución "constitucional" del Congreso y llamó a elecciones para elegir a un nuevo Parlamento, en un intento por superar la pulseada política que protagoniza con la oposición en el Poder Legislativo, dominada por el fujimorismo.

La decisión anunciada por Vizcarra en un mensaje por televisión a la nación de la disolución del Congreso se produjo luego de que el parlamento se negó a suspender una polémica designación de nuevos miembros del Tribunal Constitucional (TC), sin discutir la cuestión de confianza presentada por el Ejecutivo para intentar detener ese proceso.

“En respeto irrestricto de la Constitución Política de Perú, he decidido disolver constitucionalmente el Congreso y llamar a elecciones de congresistas de la República. Este es un acto constitucional”, dijo el presidente peruano, al agudizarse un choque de poderes iniciado hace tres años y cerrarse las vías de entendimiento entre el Ejecutivo y el Legislativo.

 El Parlamento decidió resistir la medida y unas horas más tarde votó la suspensión del Presidente de la República y nombró como presidenta interina a la vicepresidenta Mercedes Aráoz.

E3A6EJY52FHI3EZCEFEGPMGQUQ

La moción para suspender al mandatario por 1 año fue aprobada por unanimidad, en una sesión a la que asistieron solo 86 de los 130 parlamentarios.

Aráoz juró inmediatamente como presidenta en funciones ante el jefe del legislativo, el opositor Pedro Olaechea. “Es mi deber como ciudadana, mujer, madre y vicepresidenta asumir este mandato. Lo más fácil habría sido renunciar. No me corro a mis responsabilidades por más difíciles que sean las circunstancias”, dijo Aráoz, quien calificó como “inconstitucional” la disolución del Congreso.

Aráoz juró inmediatamente como presidenta en funciones ante el jefe del legislativo, el opositor Pedro Olaechea. “Es mi deber como ciudadana, mujer, madre y vicepresidenta asumir este mandato. Lo más fácil habría sido renunciar. No me corro a mis responsabilidades por más difíciles que sean las circunstancias”, dijo Aráoz, quien calificó como “inconstitucional” la disolución del Congreso.

(Fuente: Infobae.com)

Te puede interesar